martes, 8 de junio de 2021

Un verano tenebroso de Dan Simmons

Sinopsis:

Verano de 1960. 
En el pueblecito de Elm Haven, Illinois, cinco pre-adolescentes de doce años pasan sus días bajo atardeceres en bicicleta, juegos y descubrimientos propios de una pacífica infancia en un lugar idílico. Sin embargo, tras la desaparición de un compañero de clase, su afán de aventura los llevará a averiguar mucho más de lo que esperaban: un mundo paralelo en el que la realidad y la fantasía apenas se distinguen.
El inesperado repique de una extraña campana europea en medio de la noche marcará el fin de los días tranquilos. Ahora, desde las profundidades de Old Central School, el mal acecha. Acontecimientos insólitos y escalofriantes comienzan a apropiarse del día a día, propagando el miedo por el pueblo: un soldado muerto que los persigue, gusanos gigantes bajo el suelo, el cuerpo animado de un profesor fallecido y una serie de demonios que han despertado y que solo nuestros cinco protagonistas podrán desafiar, decididos a acabar con la fuerza oscura que domina la noche...

Opinión:

Llega el verano y con él el buen tiempo y los días más largos. En esta época me gusta leer esos libros que por un motivo u otro se han ido quedado atascados en la lista de pendientes.

Esta novela vio la luz en 1991 y a pesar de haberse convertido en su día en un clásico del género de terror, con el paso del tiempo quedó descatalogada. Hace un par de años ediciones B se fijó de nuevo en ella y sacó una reedición que incluye una introducción de manos del autor. A todos los que no hayáis leído la novela y estéis interesados en hacerlo os recomendaría que esa introducción la dejaseis para el final, ya que en ella se cuelan algunos datos importantes que pueden perjudicar el suspense que el argumento nos proporciona. A mí el aviso me llegó antes de iniciar la lectura por lo que puedo decir que la historia ha colmado todas mis expectativas.

Las comparaciones son odiosas...


Sí, ya lo sé, pero es que este libro no puede pasar sin ellas.
He leído y oído que esta novela se parece mucho a IT de Stephen King y creo que hay que matizar algunos detalles. 

El estilo de Dan Simmons, al menos en esta historia, resulta muy similar al de King, compartiendo ambas tramas algunos elementos en común. 
Esos ingredientes son una pandilla de chicos, los juegos que tienen como telón de fondo el verano y un enemigo escalofriante que hace que pierdan la ingenuidad infantil y que irrumpan de golpe en el mundo adulto.
Ahora bien, hay que romper una lanza en favor de Simmons y decir que esos elementos no son propios de las obras de King, ya que aparecen en otras muchas, es más, si habéis leído mi reseña de IT sabréis que la comparación también persiguió a esa exitosa novela de terror con respecto al monstruo que cambiaba de forma y que ya aparecía en la obra de Lovecraft.
Está claro que la inspiración tiene que llegar de algún lado y muchas veces las musas pueden jugar sucio, proporcionando datos ya utilizados en otras historias.

La mayor diferencia que vamos a encontrar se halla en la forma de afrontar los relatos.

En IT la historia aparecía muy fragmentada; para empezar ocurría a dos tiempos, pasado y tiempo real, y eso inevitablemente daba lugar a algunas repeticiones. 
Cada uno de los personajes nos mostraban los hechos como ellos los habían vivido, e incluso los datos que aportaban de su vida adulta podían llegar a desviarnos o distraernos del tema central. 
En Un verano tenebroso, al hacer uso de una narración lineal cuyos sucesos suceden en la misma época y lugar, nos evitamos todo lo mencionado y la lectura se simplifica.

Pero dejadme que amplíe esto un poquito más.
A los dos tiempos utilizados por King y que nos hacen saltar del pasado al presente, también hay que sumarle que cada personaje cuenta con sus propios capítulos, en los que van a tomar las riendas como narradores.
Así se van desgranando los acontecimientos, poco a poco, aunque esa polifonía literaria en algunos momentos se pueda volver algo repetitiva.

En la narración de Simmons los hechos ocurren de forma más simultánea. No tiene necesidad de acabar un capítulo para retomar la acción de otro personaje, solo detiene el relato y nos muestra lo que está sucediendo alrededor de cada uno de ellos, evitando con ello que nos olvidemos, para después retomarlo en el punto en que lo dejó. La narración así no solo se simplifica, sino que también se dinamiza, permitiendo al lector seguir la trama con más precisión.

Dicho esto, creo que IT es una novela para mí muy recomendable y Un verano tenebroso está a su altura.
Ambas novelas enfocan los miedos infantiles que se abandonan al paso de la madurez, pero siendo tratados con distinto enfoque. 
King realza los defectos de cada uno de los niños de la pandilla y cómo el personaje terrorífico se aprovecha de ellos. 
Simmons, en cambio, hace totalmente lo contrario y de una manera más natural.
Se vuelca en mostrar las debilidades que cada niño ve en los adultos que les rodean, y como las mismas se convierten en inacción e incredulidad en su relación con los mayores, y eso les pasa factura. Sé que esto último puede ser complicado de entender si no se ha leído el libro, pero si os animáis a hacerlo seguro que lo comprenderéis fácilmente, por lo que os animo a hacerlo.

4 comentarios:

  1. Hola Susurros ya sabes que a mí el terror como que, depende... este creo que lo dejaré pasar.
    Un besazo guapa.

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola! Me parece curioso que habiéndose convertido en un clásico del género hubiese un tiempo en el que estaba descatalogada. Personalmente no he leído IT, pero no descarto darle una oportunidad a esta novela.

    ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar
  3. Desde luego, has hecho una disección comparativa estupenda. Fíjate que cuando salió publicado este libro y leí la sinopsis rápidamente pensé en King, al final no lo leí aunque está en mi estantería. Igual este verano me animo.
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Ya sabes que lo tenía en el punto de mira. Me gusta saber los matices respecto a IT,ya que muchas veces he visto opiniones contrarias.
    Lo leeré seguro y ya te contaré ;-)
    Un beso.

    ResponderEliminar