Actualizada 10/10/2017

Saga Sargento Carmelo Domínguez de Fernando Roye

Mostrando entradas con la etiqueta Ignacio Martínez de Pisón. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Ignacio Martínez de Pisón. Mostrar todas las entradas

domingo, 8 de febrero de 2015

La buena reputación de Ignacio Martínez de Pisón

Sinopsis:

Samuel y Mercedes contemplan con preocupación el futuro de sus dos hijas ante la inminente descolonización de Marruecos y el regreso de los españoles del Protectorado a la Península. Estamos en Melilla, son los años cincuenta y, en ese contexto de cambio e incertidumbre, el matrimonio decide viajar a Málaga para establecerse en una España que comienza a abrirse lentamente a la modernidad. De la mano de cinco miembros de una misma familia, esta saga recorre treinta años de nuestra historia y transita por ciudades como Melilla, Tetuán, Málaga, Zaragoza o Barcelona. Los deseos e ilusiones de Samuel y Mercedes, de sus hijas y de sus nietos se verán condicionados por secretos inconfesables en una vida que transcurre fugaz e inesperada. La buena reputación es una novela sobre la herencia que recibimos del pasado y sobre el sentimiento de pertenencia, la necesidad de encontrar nuestro lugar en el mundo. Autor imprescindible de las letras españolas, Ignacio Martínez de Pisón da vida en estas páginas a unos personajes inolvidables, en un retrato nítido y veraz de la vida cotidiana y el devenir de una familia. Una lectura maravillosa a la que uno desea volver porque en ella vemos reflejadas nuestras propias vivencias y la nostalgia de aquellos momentos que se pierden en el recuerdo.

Opinión:

En esta ocasión voy a dejarme de preámbulos y sencillamente voy a ir al grano.
A la maravillosa prosa de la que hace gala Ignacio Martínez de Pisón hay que añadirle una excelente historia que sorprende desde el comienzo.
La novela no es pequeña, tiene 640 páginas, pero la narrativa de Pisón la convierte en ligera, dejándonos al final con ganas de saber más sobre las andanzas de los protagonistas.

Nos adentramos en la lectura a través de la trama principal, y de su mano iremos conociendo más pequeñas historias cargadas de anécdotas. Alguna con un toque simpático que nos hará sonreír, otras reflexivas, incluso las habrá que esconden pequeños atisbos de felicidad, porque en general, todas están cargadas de grandes dosis de amargura.

De la mano de un narrador omnisciente conoceremos la vida de tres generaciones de una misma familia, algo peculiar. Y digo peculiar, porque el patriarca es un judío de Melilla y su esposa una católica de la península.
Las diferencias existentes al principio de su relación, con el tiempo se irán agravando y en vez de unir más, el efecto será totalmente el contrario. Conoceremos los entresijos de esa convivencia, los cambios que va sufriendo la relación familiar, al mismo tiempo, que veremos como va cambiando la sociedad española.
Les acompañaremos en un recorrido por varias ciudades españolas, de Melilla a Málaga y de ahí a Zaragoza. Al mismo tiempo que emprendemos ese viaje, seremos testigos del éxodo de algunos judíos a Israel, de los últimos días del protectorado español en Marruecos y del regreso de los españoles que allí vivían a la península.

La novela está compuesta por un prólogo y cinco capítulos, que corresponden cada uno a un personaje de la familia.
La estructura de la novela no es la clásica. ya que el prólogo nos narra hechos casi del final, y de esa forma se rompe el orden lineal de los sucesos. Salvo ese detalle, el resto de los capítulos que aparecen bajo el título de Novela de... suceden en orden cronológico. La trama, como ya veréis, al igual que la vida... dará muchas vueltas.

Como he dicho, la narración recae en manos de un narrador omnisciente que nos aportará los datos fundamentales para conocer a fondo a cada personaje. A través de cada capítulo tendremos una visión individual de cada uno de ellos, nos mostrará los pensamientos, sentimientos, su forma de ver la vida y sobre todo, sus secretos. Sin dejar de lado sus manías, prejuicios y egoísmos aunque también, sus pinceladas de bondad y remordimientos, que también tendrán parte de protagonismo en esta obra. Como veis un amplio abanico de personalidades. que se irán dibujando ante nuestros ojos al tiempo que evoluciona el personaje, unas veces para bien y otras para mal.
Con cada uno de sus gestos, este autor compone una crónica social exacta de la época. Cada uno a su manera aportará su pequeña dosis de humanidad y de realismo a la narración.
Algo curioso de esta obra es que los papeles principales recaen en mujeres, algo un poco contradictorio, porque en la época de los cincuenta, sesenta, la mujer estaba relegada a desempeñar un papel más secundario, y aquí es donde entra en juego la maestría de Pisón y convierte la historia en un relato más que interesante en intrigante.

Mercedes, la madre.
Una mujer de carácter fuerte y dominante que seguirá ejerciendo ese poder incluso después de muerta. Un personaje soberbio y odioso, al mismo tiempo que fundamental para esta novela. La obra no tendría el mismo valor sin las aportaciones de esta mujer inflexible.
Samuel, el patriarca.
Un exitoso hombre de negocios que ha terminando cediendo el testigo a su mujer en lo que a familia se refiere. Un personaje que nos deparará grandes sorpresas.
Miriam, la hija insegura.
Un personaje que cae sin remedio en la sumisión.
Sara, la hija rebelde.
La típica listilla, aprovechada y que el lector desearía poder ahogar en más de una ocasión.

Y luego están los nietos...
Los únicos dignos de mención y con un papel relevante en esta historia serán Daniel y Elías hijos de Miriam, Según mi opinión el equivalente a los Ninis de ahora... (Ni trabajo, ni estudio...)

Como podéis ver una familiar muy pintoresca donde cada uno de ellos tira para sus propios intereses, sin preocuparse por como afectan sus decisiones a los demás.
Poco más voy a decir porque no haría justicia a la novela.
Hasta el momento no había leído nada de este autor y me he llevado una grata sorpresa. Solo puedo decir que he experimentado sensaciones muy satisfactorias, con una narrativa soberbia y con unas historias sublimes.
Una forma redonda de conocer sucesos que afectaron a nuestro país y que quizás son poco conocidos. Historia y ficción cargada de acontecimientos reales narrados sobre todo de forma muy amena y nostálgica.