Actualizada 10/10/2017

Saga Sargento Carmelo Domínguez de Fernando Roye

jueves, 10 de octubre de 2013

Bajo los tilos de María José Moreno


Sinopsis:

Elena fallece en el avión que la traslada de Madrid a Nueva York. Ni siquiera su familia sabía que había emprendido ese viaje. Elena tiene un gran secreto… Cuando su hija María recibe la trágica noticia se introduce en una espiral de preguntas sin respuesta ¿Qué hacía su madre en ese avión?, ¿por qué iba a Nueva York?, ¿por qué no se lo había contado a nadie?… Preguntas que la sumergen en una difícil y tenaz búsqueda en el pasado de su madre hasta conocer sus más íntimos, oscuros y dolorosos secretos. Una novela de sentimientos encontrados, dolor, angustia, felicidad, esperanza, reconciliación… Una novela de intriga, una novela real, posible. ¿Qué sabemos en realidad de nuestros padres? Sólo lo que ellos nos cuentan…


Opinión:

Parece mentira cómo algunos acontecimientos, cuando menos lo esperas, te cambian la vida y ponen tu tranquilo mundo al revés.

Un libro muy cortito que solo nos llevará una tarde leer.
Así que voy a intentar no extenderme demasiado, porque con mi tendencia a enrollarme terminaría teniendo el comentario más páginas que la novela.

Este libro fue una recomendación que hizo la escritora Antonia J. Corrales en Twitter y me llamó mucho la atención la descripción que hizo sobre él.
Buena prosa, amor, deseos, esperanza e intriga.

Al leer la sinopsis vi que se adaptaba perfectamente a mis gustos y a lo que andaba buscando en ese momento.

Como se indica en la sinopsis:
Elena fallece en un avión con destino a Nueva York.

En ese punto su hija inicia una búsqueda de la verdad, un último intento para averiguar más sobre la vida de su madre, para intentar comprender los motivos que la empujan a tomar ese avión. 
Un esfuerzo para rellenar los huecos que empiezan a cubrirse con dolorosas dudas.
Como veis un viaje que no solo nos llevará a través de los recuerdos de los personajes, también debería ser un trayecto que conduce hasta la felicidad.
Un juego peligroso, porque quizás se lleguen a descubrir cosas que sería mejor mantener ocultas, una vez destapada la caja de los truenos no hay vuelta atrás. 
Nuestra protagonista intenta conocer los motivos que empujaron a su madre a abandonarles, aún sabiendo, que no se puede seleccionar únicamente lo positivo y lo que se obtenga de esa búsqueda, sea bueno o malo, deberá asumirlo y atenerse a las consecuencias.

Como podéis observar el argumento es algo bastante trillado, no se puede decir que sea muy original.
Chica que tras desaparecer un familiar inicia una búsqueda para hallar la verdad y se verá acechada por oscuros secretos familiares.

Pues bien, desconectar de todo lo dicho hasta ahora, porque esta novela es Admirable.

Con un argumento como he dicho tan socorrido y común, la autora consigue extraer de él lo mejor y crea una novela totalmente distinta.
Quizás sea la forma tan especial de narrar que posee la autora, controlando a la perfección el argumento y a los personajes, acercando al lector a la historia con una prosa impecable y cercana.
María José Moreno demuestra tener una gran sensibilidad y maestría para transmitir los sentimientos de los protagonistas al lector.
Crea un ambiente y una historia totalmente creíbles, aquí no hay grandes herencias ni casas coloniales.
Una novela intimista narrada en primera persona con una narrativa muy fluida, de fácil lectura, que nos atrapará en el misterio desde las primeras páginas.
Una historia que nos empujará a reflexionar y a plantearnos lo poco que sabemos sobre nuestros seres queridos. 
Un libro muy cortito pero muy intenso.

miércoles, 9 de octubre de 2013

Calle Berlín, 109 de Susana Vallejo


Sinopsis:

En Berlín 109 parece estar la solución al enigma que sobrevuela el asesinato del compañero de Gerard, un mosso d´esquadra retirado que decide acercarse, con más dudas que certezas, a este ordinario bloque de vecinos en pleno Eixample barcelonés...
 Allí viven un colombiano, una prostituta de lujo, un matrimonio de ancianos, una madre separada con dos hijos y un oficinista soltero. ¡Ah!, y un fantasma: la anciana malhumorada del último piso que murió hace meses, aunque nadie se ha dado cuenta, y se dedica a vagar de un piso a otro cotilleando las vidas de sus vecinos.
Nada hubiera llamado la atención, si Gerard, un policía de baja indefinida, no hubiera recibido la llamada de Pep, su antiguo compañero, dos días antes de ser asesinado. En su buzón de voz quedaron grabadas estas palabras: «Quiero hablarte de algo que he descubierto en la calle Berlín, en el 109». Atraído por el deseo de vengar a su amigo y, por qué no decirlo, sin nada mejor que hacer, Gerard decide pasarse por allí.
Pero nunca hubiera imaginado que la búsqueda del asesino de Pep pudiera estar rodeada de tantos misterios; tantos como vecinos hay en el edificio, pues cada uno oculta un secreto que cambiará la vida de los demás para siempre. 

Opinión:

Un asesinato, una investigación, problemas cotidianos y pequeños secretos, sin olvidar algún que otro fantasma, son los ingredientes que componen esta novela coral.

El libro comienza citando un asesinato y haciendo una breve presentación de cada uno de los personajes que habitan en el edificio situado en Calle Berlín, 109.
Aquí no hay un personaje que destaque por encima de los demás, todos son protagonistas y todos juegan un papel relevante en la historia.

Lo que al principio parece ser una novela policíaca, acaba siendo una obra sublime de corte social.

Hacia tiempo que un libro no me proporcionaba una sensación tan agradable mientras lo leía.
El estilo que utiliza la autora es muy sencillo y con esto no estoy diciendo que sea simple. Es limpio, directo, cuidado.
Utiliza frases cortas lo que hacen que la lectura sea ágil. Aporta al argumento los datos precisos, evitando hacer perder el tiempo al lector con divagaciones vacías.
Resumiendo, convierte la lectura en un paseo muy agradable.

El argumento me ha parecido muy original, incluso en algunas ocasiones cómico, con algunos toques surrealistas.
La historia trata varios problemas sociales, sin llegar a profundizar en ellos y cada protagonista como veremos, arrastra el suyo.
La autora menciona uno, quizás el más leve y puede que menos preocupante, pero que será el hilo conductor, encargado de enredar a todos los personajes, añadiendo un ingrediente fundamental, La Soledad, que todos ellos comparten por uno u otro motivo, ya sea obligada o elegida por voluntad propia.
Los que viváis en bloques de pisos lo habréis observado y paso a detallarlo a continuación.
Pisos que se alquilan constantemente, inquilinos que entran y salen de ellos sin llegar a establecerse definitivamente, propietarios con largas jornadas laborales que asoman por las viviendas como fantasmas, prisas que obligan a ir corriendo a todos los sitios.
Todo esto en definitiva, provoca que no nos detengamos ni un segundo para hablar con nuestros vecinos, para conocerlos o al menos para preguntarnos ¿Qué habrá sido de aquel viejito tan amable que vivía en el Bajo B?
Nos conformamos con el Buenos días de rigor o el tan recurrido Va a cambiar el tiempo si nos vemos acorralados en el ascensor.
En resumen, se han perdido las antiguas costumbres y nuestros vecinos han pasado a ser, al igual que nosotros para ellos, unos totales desconocidos.

Susana Vallejo para esta historia se ha rodeado de personajes corrientes, con vidas sencillas, como Tú y como Yo, pero que esconden tras de sí problemas muy complejos y eso es lo que aporta a la historia el toque humano que lo convierte en real.

La autora busca un final para cerrar las historias de cada personaje y aquí llega el pero... o lo que ha restado puntos a esta historia.

Para mí hasta llegar a las últimas 20/30 páginas, había sido una novela fascinante.
Dudaba si otorgarle un nueve en mi lista de los mejores, pero como digo, no me ha llegado a gustar el final del libro.
El final analizándolo en conjunto me ha resultado precipitado, abrupto, rompiendo el excelente ritmo que había controlado a la perfección durante todo el libro.
A mi parecer le han faltado páginas.
Individualmente, algunos de los finales elegidos me han parecido rebuscados, demasiado irreales para gente corriente.
Este para mí ha sido el fallo de la novela y aún así le doy un 8, ya que para mí está historia, está muy por encima de la media de lo que últimamente leo, por no decir de lo que últimamente nos intentan colar las editoriales .

Una novela de gran calidad literaria, una historia que sorprende al mismo tiempo que emociona, y a pesar de los graves problemas sociales que se mencionan, podemos decir, que de este libro pueden extraerse experiencias positivas.

De lo mejorcito que he leído este año y que podemos decir con orgullo que es Hecho en España.
Que nos demuestra a nosotros, (el eslabón más importante de esta cadena), Los Lectores, que no es necesario elegir a autores extranjeros, de gran renombre, para tener entre manos una excelente novela.
Ya está bien de vender siempre lo de fuera como mejor, por suerte nosotros tenemos el poder de elegir y decidir lo que queremos leer.
A ver si de una vez se aplican el cuento las Editoriales y dejan de tomarnos el pelo con las hinchadas listas de super ventas.
Con libros vacíos, cuyos protagonistas manejan un coche de gran cilindrada y ellas todas visten de Gucci, Versace o Dior.


viernes, 4 de octubre de 2013

Las abejas reina de Gill Hornby


Sinopsis:

Ha empezado un nuevo curso en la pequeña localidad de St. Ambrose y las madres de los alumnos, como cada año, se reúnen a la entrada y la salida del colegio. En una pequeña comunidad todas las relaciones cuentan, y ninguna cara nueva pasa desapercibida. Bea y su pequeño corrillo de desesperadas seguidoras no están dispuestas a que ninguna recién llegada se cuelgue las medallas a la mejor recaudadora de fondos para la escuela. Por encima del cadáver de la cena benéfica y el mercadillo que organizan cada año. ¿Has afilado tus cuchillos últimamente?



Opinión:

Entre el montón de libros que tengo para leer, la portada de este me llamó especialmente la atención, así que sin pensármelo dos veces me leí la sinopsis.
Lo más destacable es que esta frase me hizo sonreír.
Bea y su pequeño corrillo de desesperadas seguidoras no están dispuestas a que ninguna recién llegada se cuelgue las medallas a la mejor recaudadora de fondos para la escuela. 
Como podéis comprobar un análisis breve pero mordaz de un comportamiento que estamos hartos de ver en nuestro entorno y deduje, que esta lectura tenía visos de hacérmelo pasar muy bien.

Lo primero que voy a hacer es una breve descripción muy ácida (ya que así lo requiere el libro), sobre el comportamiento de este curioso grupito que habita entre las páginas de este libro y porque no decir también, que con total seguridad se adapta a alguien que conocéis.

Estos grupos que en ocasiones nos rodean, atienden como indica el título del libro, al mandato de una única abeja reina.
Suelen seguir sus ordenes con los ojos cerrados, demostrando tener un claro déficit de personalidad a la vez que una necesidad imperiosa de afectividad.
La abeja reina impone su voluntad y el resto la cumplen a pies juntillas, sin cuestionar decisiones, sin plantearse si es correcta o no.
Nuestra Superabeja a su vez, demuestra poseer la misma carencia afectiva, lo que conlleva a falta de seguridad en sí misma.
Necesita en todo momento estar respaldada por el grupo, que aplaudan y alaben tanto sus actos como sus comentarios. Llevándose siempre el mérito de lo bueno, mientras que el pobre grupo de obreras manipuladas se llevará los palos si el resultado no es el esperado.

El resto de las clases sociales que componen esta colmena, zánganos, obreras, soldados se disputan las míseras migajas de amistad interesada que deja caer la abeja reina.
Estas a su vez no actúan si no es sintiéndose respaldadas previamente por el grupo.
Muestran una falta de independencia, una necesidad de sentirse arropadas.
Como dice la autora:
Hacían ejercicio juntas, iban de compras juntas, pensaban...

La novela se lee de forma muy rápida y en general no es nada excepcional ni tiene nada extremadamente destacable, aunque es cierto, que posee algunos diálogos irónicos y muy ácidos que hacen pasar muy buen rato.
Entonces después de leer esto os preguntaréis.
¿Y dónde está la gracia de esta lectura?, pues muy sencillo.

El libro mejora ostensiblemente al llegar a la mitad, en el preciso momento en que la rebeldía empieza a despertar entre el resto de personajes, surgiendo lentamente entre las renegadas del grupo.
Un pequeño grupo de parias muy irónicas y con muchos recursos que conseguirán dar un giro a esta novela logrando que pasemos un rato entrañable y que soltemos de vez en cuando un ¡¡Toma, bien hecho!!, ¡¡Así se hace!!.
Sonreiremos con las anécdotas divertidas aunque habrá alguna que nos pondrá un pequeño nudo en la garganta, lo que añade puntos a esta historia al aportarle un toque humano y real.
Algunas de sus protagonistas parecen sacadas de la serie televisiva mujeres desesperadas.
La novela se sitúa en una localidad inglesa, donde este corrillo de mujeres ignora que el poder de la abeja reina se oculta únicamente en la envidia cubierta con una capa de apariencia. 
Dime de que presumes y te diré de que careces.

Para terminar solo me queda añadir un par de cosas.
Ante todo recordaros que todo parecido con la realidad es pura coincidencia, y dejaros una pequeña cita que resume todo lo dicho hasta ahora.

Y luego están los trabajos inventados. Gente que dice que hace cosas y que lo anuncia a bombo y platillo mientras va por ahí mangoneando y mirándonos a todas por encima del hombro, cuando en realidad no están haciendo nada que se necesite hacer y tampoco ganan ni un penique.